cómo captar clientes

 

25/07/2019. La vida de una empresa exitosa está determinada, entre otras cosas, por la cantidad de clientes que logre captar y la manera en que maneje la fidelización de los mismos. Las técnicas de captación de clientes son varias, pero todas están al servicio del mismo objetivo: contactar con personas jurídicas o fiscales interesadas en nuestros productos o servicios y hacerles el seguimiento necesario para convertirlos en clientes finales. Cuáles son estas técnicas y cómo usarlas te lo explicamos a continuación.

 

Evidentemente, la facturación es el motor financiero de cualquier empresa o negocio, pero también es cierto que el cobro de servicios o productos ofrecidos es solo la parte final de una larga cadena que empieza con la captación de clientes. Las estrategias de captación generalmente surgen de la mente de un consultor de marketing, que debe tener en cuenta el mercado para poder crear un plan comercial basado en la competitividad del mercado, donde fije tarifas para cada producto o servicio que se ofrezca, sin caer en la devaluación del trabajo ni en el cobro exagerado del mismo. 
 
Otro detalle a valorar es si la estrategia comercial de captación de clientes es para una empresa digital o para una empresa con sede física, pues las estrategias varían en función de la plataforma en la que esté sustentado el negocio, pero en términos generales, esto es lo que debes tener en cuenta a la hora de plantear una estrategia para la captación efectiva de clientes.
 

Pasos para la captación de nuevos clientes:

1. Conoce bien a tu cliente: la segmentación del mercado juega un papel importante para conocer a tu cliente final e ir a por él con una estrategia que logre no solo captarlo sino convertirlo en cliente fiel. Esa delimitación de características que se logra mediante la segmentación es lo que nos dará la clave para generar contenido personalizado que atienda a las necesidades de nuestros compradores.
 
2. Cuida la calidad de tu contenido: para atraer a potenciales clientes interesados en tu negocio, debes empezar primero por ofrecer una buena tarjeta de presentación y, en ese sentido, el contenido de tus redes, de tu web y de tus campañas de marketing son fundamentales para llamar su atención. La creación de un blog corporativo es una buena manera de posicionar tu marca en Google mediante contenido de calidad que agregue algún valor añadido a la rutina de tus potenciales clientes. También puedes apostar por la creación de otro tipo de contenidos y plataformas, como e-books o material audiovisual como podcasts o videos. 
 
3. Newsletters y correos, pero sin abusar: algo importante que debes tener en cuenta es que el proceso de captación debe ser continuo, por lo que no podemos perder de vista a aquellos que ya hicieron su primera compra y la newsletter es una buena manera de fidelización, pues aumenta las posibilidades de que ese cliente vuelva. Sin embargo, hay que tener mucho cuidado con el contenido seleccionado y solo enviar información que sea vital para los clientes. De lo contrario terminaremos en la carpeta de spam y causaremos el efecto contrario. 
 
4. Cuida tus redes sociales: en la misma línea del newsletter, las redes sociales son la herramienta de visibilización más poderosa actualmente para emprendedores y grandes empresas, pues es a través de ellas que es posible mostrar nuestros productos o servicios, promocionarlos e interactuar con nuestros usuarios y/o consumidores. 
 
5. Juega con las promociones: nada nos gusta más como clientes que rebajas, promociones o productos sin coste alguno, por lo que resultan muy buenas estrategias para ganar adeptos. Aunque al principio sea una inversión (como todo lo que implica una empresa), bien hecho puede resultar muy útil para capturar clientes y aumentar las ventas. 
 
 
Para cuidar la relación entre tu empresa y tus clientes, lo mejor es tener contratado un seguro de Responsabilidad Civil, que te ayude a proteger tu negocio en caso de que se le cause algún perjuicio a uno de estos consumidores fieles, o a los nuevos captados. Nuestros mediadores te ayudarán a escoger el que mejor encaje con tu empresa.