papel presidente comunidad

 

09/09/2019. Para la mayoría de los propietarios, encargarse de la presidencia de la comunidad es un auténtico dolor de cabeza porque implica, entre otras cosas, hacer de mediador en conflictos vecinales y exigir respeto para todos los propietarios e inquilinos. Sin embargo, donde algunos ven problemas otros ven una buena oportunidad para mejorar la comunidad en la que viven y hacer cambios que beneficien a todos los vecinos. Te contamos cómo a continuación.

 

El artículo 13 de la Ley de Propiedad Horizontal define el rol del Presidente de la Comunidad como “un copropietario que ostenta legalmente la representación de la comunidad, en juicio y fuera de él, en todos los asuntos que le afecten”. Esto quiere decir que el Presidente es el responsable de manejar los problemas, accidentes o inconvenientes que se presenten durante el periodo en que ostente el título, así como de convocar las juntas necesarias para tomar decisiones colectivas en asuntos relacionados con el edificio y a la comunidad. 
 
Cualquier propietario del edificio puede optar al cargo o ser postulado para él. Las funciones del cargo son las estipuladas en los artículos 13 y 16 de la Ley de Propiedad Horizontal, que explicamos a continuación.
 
 

Tareas principales de los presidentes de comunidad

Convocar las juntas de propietarios las veces que haga falta: la cuota mínima es convocar una Junta Ordinaria al año, pero no hay un límite fijado para la cantidad de reuniones que se pueden convocar, pues quedará a valoración del Presidente hacerlo cuando crea conveniente. También tiene la tarea de gestionar las Juntas Extraordinarias cuando así lo pida el 25% de los vecinos de la comunidad. 
 
Representar a la comunidad cuando sea necesario: esta es una de las tareas más importantes, pues el Presidente es el encargado de dar la cara por la comunidad en asuntos que la afecten, tanto dentro de juicio como fuera de él. 
 
Vigilar activamente los activos de la comunidad: otras de las funciones incluyen la vigilancia activa de las instalaciones de la comunidad y el buen funcionamiento de los servicios comunitarios. En caso de haber algún daño, será el encargado de contactar a la aseguradora que el seguro para comunidades responda y lo solucione cuanto antes. 
 
Ser el encargado de la secretaría y administración de la finca: tal como indica el artículo 13.4 de la Ley de Propiedad Horizontal, el Presidente de la Comunidad también desempeñará las funciones de Administrador y Secretario de la finca. En caso de que hubiese otro Secretario, será este el encargado de la mayor parte de la gestión diaria de la comunidad.  
 
Hacer cumplir las reglas: por último, una de las funciones del Presidente de la Comunidad es requerir el cese de actividades prohibidas o que interrumpan la paz de los vecinos, entablando una acción de cese en caso de que el vecino en cuestión no acate las órdenes. 
 
Si te ha tocado ser presidente de la comunidad y te planteas hacer algo con el seguro de la comunidad, recuerda que Allianz, está a tu lado para protegerte a ti y a todos los propietarios de tu edificio.