Combatir el frío en moto: consejos y equipamiento

21/10/2020

Viajar en moto en invierno puede convertirse en un verdadero problema si no tomamos las debidas precauciones. Por norma general, lo primero que viene a nuestra mente es equiparnos con varias capas de ropa y, de hecho, es mucho más eficaz que disponer de una única prenda gruesa. En cualquier caso, debes asegurarte de que la vestimenta que utilices esté fabricada con el material adecuado.

Por otro lado, y antes de llenar el carrito de compra con nuevos complementos, debes pararte a pensar cuál es el uso que le das a tu moto. ¿La utilizas únicamente para desplazarte hasta tu lugar de trabajo? ¿Es tu medio de transporte habitual y además lo usas para recorrer largas distancias? Puesto que no se trata de gastar más, sino de equiparte con lo estrictamente necesario, es preferible que bases tu adquisición en estas cuestiones.

moto y frio

Conducir una moto en invierno no solo implica contar con una buena cobertura en carretera, sino también prestar especial atención a la forma en que nos vestimos. No podemos vencer el frío que provoca el invierno con ropa delgada y no apta para contrarrestar las bajas temperaturas, especialmente si vivimos en alguna de las ciudades españolas donde el invierno es más intenso.

Vestir varias capas es un acierto, puesto que permite crear bolsas de aire y defendernos del frío. Ahora bien, el número varía mucho en función del momento del día y la distancia que vas a recorrer en la moto, aunque por norma general lo ideal es usar tres capas de ropa: la primera debe ser térmica; como segunda capa puedes utilizar un forro polar o una sudadera que te cubra el torso; y finalmente, una capa exterior que te permita reducir la sensación de frío hasta en un 50%.

A la hora de comprar ropa y accesorios para no pasar frío en moto, la calidad es fundamental, sobre todo para aquellos viajes más largos. No se trata de ir incómodos en la moto ni de comprometer la conducción, no obstante, es imprescindible optar por prendas de abrigo que permitan transpirar sin dificultad. También conviene elegir una pieza impermeable que nos proteja durante los días más lluviosos.

Entonces, ¿cuáles son los materiales indicados? Gore-Tex es la tecnología más conocida en el mundo de las motos para quienes buscan aislar el frío y el agua sin comprometer la transpiración. Sin embargo, existen muchas otras opciones, como el tejido transpirable CoolMax, que absorbe la humedad y proporciona una gran sensación de confort.

Si buscas un tejido térmico de última generación, puedes probar con ropa y accesorios fabricados con Thermolite, por su capacidad de aislamiento que no añade peso en condiciones secas, ni de humedad.

Además de la ropa, existen otros accesorios o complementos con los que debes contar si tienes poca tolerancia al frío y pretendes movilizarte en moto por la ciudad. ¡Te contamos cuáles son!

  1. Protege tu cabeza. Además del casco, que es un elemento obligatorio y que te protege en caso de accidentes, durante los meses de frío puedes usar un sotocasco que también te cubrirá la zona del cuello. Por cierto, no olvides cerrar la pantalla y las ventilaciones del casco.
  2. Cubre tus manos. Si hay una parte del cuerpo que sufre mucho durante el invierno, son las manos. Por ello, es necesario utilizar guantes de calidad especiales para el invierno. Puedes probar con los de caña alta y, si consideras que necesitas aún más protección, puedes agregar unos guantes térmicos interiores.
  3. Cubre el torso. Para los viajes largos es recomendable llevar una capa de ropa térmica interior. No obstante, la calidad de tu chaqueta será determinante para que el resto de los complementos cumplan con su función aislante. Para sentirte más seguro, podrías agregarle elementos reflectantes o simplemente llevar un chaleco adicional.
  4. Cubre tus piernas, pero antes piensa si tu viaje será largo o si se trata de un trayecto corto. En algunas situaciones te puede bastar con un pantalón grueso. Sin embargo, cuando el frío aumenta, hará falta agregar una capa interior.
  5. Usa el mejor calzado. En las épocas de frío es impensable conducir una moto sin unas buenas botas o, como mínimo, sin unos calcetines térmicos que cubran bien tus pies. No olvides que un buen calzado es determinante para evitar roturas en caso de caídas o accidentes.

Si soportas muy mal el frío, pero por nada del mundo piensas dejar tu moto aparcada hasta la llegada de la primavera, quizás te interese saber que existen otros accesorios complementarios que puedes añadir a tu vehículo.

  1. Pantallas auxiliares que impiden que estés demasiado expuesto al frío.
  2. El cubrepiernas es un accesorio cada vez más utilizado por los moteros. Se trata de una especie de manta recubierta por dentro y su objetivo es proteger al conductor del frío, el viento y la lluvia. Va fijado a la moto y se coloca encima de las piernas.
  3. Los puños y asientos térmicos quizás sean los accesorios menos empleados porque requieren ser instalados por un profesional. Aun así, son muy funcionales a la hora de generar calor y combatir el frío.

¿Qué te parecen estos consejos? ¿Estás listo para conducir tu moto con todas las garantías y comodidad? Equípate con lo necesario y disfruta de tus paseos sin complicaciones.

#motor #moto #equipación #meteorología
ventajas todo riesgo moto
Las principales razones por las que se recomienda contratar un seguro de moto a Todo Riesgo son cuando estrenamos moto nueva, hemos financiado la compra de la moto (y la empresa financiera nos pide una póliza a Todo Riesgo) y es una moto cara que usamos a diario y puede haber el riesgo de robo y de avería si se estaciona en un exterior.
En Allianz tenemos una amplia gama de seguros. ¡Consúltalos!
¿Necesitas contactar con nuestro servicio de atención al cliente? Llámanos
Tenemos un asesor experto cerca de ti. Encuentra el tuyo.