Allianz aconseja extremar la precaución frente a la llegada de las primeras nieves de 2013

  • La acumulación de nieve pone en riesgo la estabilidad de los tejados que pueden llegar a desplomarse por el peso
  • Conviene tener especial cuidado con las cañerías, protegerlas y cerrar la llave de paso del agua en caso de una ausencia prolongada
  • Allianz recomienda extremar la precaución al volante y utilizar los neumáticos de invierno para mejorar el agarre y la frenada

 

Barcelona, 18 de enero de 2013.- Las primeras nevadas de 2013 ya han hecho acto de presencia en los puntos más altos y septentrionales del país y las autoridades han activado las alertas frente al temporal que azota la península. Allianz quiere sumarse a las acciones preventivas recordando sencillas medidas de prevención y protección para evitar incidentes en el hogar o la carretera debido al tiempo invernal.


Un elefante en el tejado


Las primeras nevadas han dejado en provincias como Lleida y Navarra un manto de más de 20 centímetros de espesor. Destaca el caso de la localidad leridana de Vielha donde se ha registrado un grosor de hasta 62 centímetros. Esta acumulación de nieve pone en riesgo la estabilidad del tejado de un edificio que, en el caso de un grosor de 20 centímetros, lo que equivale a dos toneladas de nieve o, lo que es lo mismo, al peso de un elefante.


Cada invierno suceden tragedias debido al hundimiento del tejado de algún edificio. El año pasado, sin ir más lejos, se desplomó el tejado de una iglesia en Cantabria y de una pista de hielo en Palma de Mallorca. Para prevenir problemas, se debe quitar la nieve del tejado con regularidad. Los propietarios que quieran retirar la nieve ellos mismos tienen que asegurarse de que lo hacen con las medidas de seguridad adecuadas.


Cuidado con las cañerías


A consecuencia de las bajas temperaturas que asolan estos días la Península, las cañerías pueden llegar a congelarse. Para evitarlo es conveniente proteger las cañerías del exterior con un buen aislante y no apagar del todo la calefacción durante el invierno. En el caso de que alguna parte del edificio la tenga apagada, hay que drenar el agua de los radiadores y cerrar la llave de paso del agua.


Si la vivienda va a estar vacía durante un período largo de tiempo, es recomendable comprobar el correcto suministro de combustible para la calefacción. Las bombas de calor tienen que estar en funcionamiento constantemente para asegurarse de que el agua caliente puede circular.


En caso de que sea demasiado tarde y las cañerías ya se hayan congelado, Allianz aconseja cerrar la llave del agua para descongelar las tuberías con agua caliente y toallas, secadores o compresas calientes. En ningún caso hay que utilizar resistencias, velas, sopletes o mecanismos con llama, porque pueden provocar explosiones. Una vez arregladas las tuberías, hay que abrir la cañería principal lentamente para detectar posibles grietas. En caso de duda, lo más conveniente es llamar a un experto.


Conduce seguro y con los neumáticos adecuados


Conducir en invierno puede ser complicado y peligroso debido a las condiciones meteorológicas adversas. Es por ello que desde Allianz Seguros se recomienda tomar medidas ante la posibilidad de mal tiempo y extremar la precaución a la hora de coger el coche. La inadecuación de nuestro vehículo al clima es un riesgo añadido en nuestros desplazamientos.


Antes de viajar a la montaña, es necesario comprobar el buen estado de las cadenas para la nieve y conocer su modo de empleo. Llevar una manta, agua y algo de comida es una buena idea en caso de encontrarse en un atasco de tráfico o de tener que pasar la noche en el coche por cualquier otra razón. Tampoco hay que olvidarse de cargar el móvil. Asimismo, es recomendable escuchar la predicción meteorológica antes de emprender un viaje en coche.


En esta época del año, cobran especial importancia los neumáticos. Los que están pensados para el invierno proporcionan un mejor agarre y tracción. Además, cuando llueve, acortan la distancia de frenado, y esto es una importante ayuda en superficies con nieve o hielo.


Estos neumáticos también se deben mantener en perfectas condiciones. Para comprobar la efectividad y seguridad de las ruedas de invierno, Allianz da un fácil consejo: hay que coger una moneda de 1 euro e insertarla en el dibujo de los neumáticos. Si el aro dorado de la moneda es visible, la marca del dibujo es menor a 4 milímetros y por lo tanto esos neumáticos de invierno no son seguros para circular.

 

Allianz Seguros, comprometida con la seguridad vial


Allianz Seguros también tiene muy en cuenta la seguridad vial en los productos que ofrece a los clientes. No en vano asegura uno de cada diez vehículos españoles. La compañía ofrece la garantía Allianz SATélite, una innovadora cobertura de asistencia basada en la geolocalización. A través de un dispositivo instalado en el vehículo permite, entre otras cuestiones, realizar llamadas de emergencia automáticas en caso de accidente de tráfico (eCall). Según la Comisión Europea, este tipo de dispositivos tienen el potencial de salvar 2.500 vidas al año en Europa cuando estén instalados en todos los vehículos, así como reducir la gravedad de las secuelas en los heridos por accidente de tráfico en el 10-15% de los casos.

 

Información para la prensa:
Laura Gallach Tel. 93.228.67.83

 

Estas aseveraciones, al igual que todo el contenido publicado en esta página web, quedan sujetas a la Nota Preventiva referente a las afirmaciones sobre expectativas, disponible a la derecha de esta información.

 
Formato impresión. Abre en página nueva.