Guía para elegir tu primer coche y su seguro.

24/09/2021

Comprar el primer coche no es una decisión que deba tomarse a la ligera. Debemos pensar que, es muy probable que pasen varios años hasta que estemos listos para cambiarlo por uno más amplio y más cómodo. Asimismo, debemos tener en cuenta los gastos que hasta el momento no eran parte de nuestro presupuesto mensual: seguro de coche, combustible, mantenimiento, peajes, aparcamientos, etc.

Debido a que la oferta de coches es muy amplia y que nunca es fácil decantarse a la primera por una marca, color, modelo o tamaño, queremos compartirte algunos consejos para que tu compra merezca la pena.

Cómo elegir tu primer coche

Esta es la primera pregunta que tendrás que hacerte si estás pensando en comprar tu primer vehículo. Soñar en grande está muy bien, pero, de momento, conviene ser realista y ceñirse al presupuesto con el que se cuenta.

De hecho, esta es la mejor forma de limitar tus opciones y descartar modelos que, de momento, no se corresponden con tu presupuesto.

¿Ya tienes claro con cuánto dinero cuentas para comprar tu primer automóvil? No olvides que también tendrás que pagar por el primer seguro de coche. De ello hablaremos más adelante. Mientras tanto, centrémonos en tus necesidades.

Si necesitas un vehículo únicamente para moverte por la ciudad y sortear las rotondas, puedes optar por un modelo más pequeño y compacto con el que puedas aparcar sin problemas de espacio en la calle. En este caso, los modelos de coches urbanos son los más aconsejables.

Tu experiencia al volante también será importante. Si eres un conductor novel, tendrás que buscar, ante todo, comodidad. Sentirse cómodo mientras se conduce es clave para incrementar la seguridad en la carretera.

Piensa en tu estilo de vida. Si te gusta ir a la nieve o surfear tendrás que transportar equipamiento deportivo y ello implica contar con un vehículo de mayores dimensiones. Todas estas cuestiones aunque, a priori, pueden parecer poco relevantes, son fundamentales si finalmente quieres dar con el coche ideal para ti.

Cuando tengas que evaluar si prefieres un coche nuevo o de segunda mano, tendrás que decidirlo con tu presupuesto en mano. Desde luego, con un coche nuevo tendrás la garantía del buen funcionamiento de fábrica, mientras que con un coche de segunda mano podrás ahorrarte unos cuantos euros. Eso sí, ten presente que elegir un coche de segunda mano sin someterlo a las revisiones mecánicas correspondientes puede salir a la larga más caro.

Si eres un conductor novel, una desventaja de comprar un coche nuevo, es que, por tu poca experiencia al volante, estarás más expuesto al riesgo y ello recae directamente sobre el estado de tu automóvil: arañazos, abolladuras, pisar incorrectamente el pedal del embrague, hacer un mal uso de la caja de cambios…

¡El gran dilema! Aunque conducir un coche automático es más fácil y cómodo, la mayoría de los españoles siguen prefiriendo los modelos manuales. Y es que los expertos consideran que los coches de transmisión manual son más aconsejables para los conductores novatos, básicamente porque exigen mayor concentración y atención al detalle. Finalmente, otorgan una experiencia mucho más completa de conducción para quienes se sacan el carnet de coche por primera vez.

Otra ventaja de los coches manuales es que son más baratos y tienen el comportamiento que el propio conductor quiere darle. Por su parte un automóvil automático es mucho más cómodo, principalmente para aquellos conductores que pasan mucho tiempo en los atascos propios de las grandes ciudades.

Si vas a comprar tu primer coche, lo mejor es que te olvides de los autos de elevada potencia. ¡Es por tu seguridad! Además, es posible que siendo un conductor novel, la compañía aseguradora se niegue a asegurar un vehículo de mucha potencia.

Si vas a usar el coche para desplazarte por la ciudad y por la carretera (puntualmente), lo recomendable es que tu primer auto no exceda los 70 CV de potencia. Si, por el contrario, vas a recorrer muchos kilómetros de autovía o vas a subir puertos con cierta frecuencia, entonces puedes elegir un modelo que no supere los 120 CV.

En esta primera etapa lo más importante es que te centres en ganar experiencia y coger soltura y, en ese sentido, comprar un coche de 300 CV es totalmente insensato e irresponsable.

No basta con elegir el modelo, la marca y el color. ¿De qué vale elegir el mejor coche si no contratamos el mejor seguro para protegerlo? Bien, veamos qué cosas debes tener en cuenta a la hora de elegir el seguro para tu primer coche.
Si ya tienes el carnet de conducir esta es una máxima que ya conoces, aunque nunca está de más recordarlo. Conducir sin una póliza de automóvil es sancionable y la multa va desde los 601 euros hasta los 3.005 euros.

Para las aseguradoras supone mayor riesgo asegurar a un conductor novel que a uno con más experiencia, por tanto, es habitual que el seguro sea más caro para aquellos que se estrenan al volante. También influye la gama del vehículo y la potencia.

Nuestra recomendación: si vas a comprar tu primer coche y quieres mantener a raya los gastos del seguro, elige un coche sencillo y con una potencia limitada.

Más adelante podrás cambiar la modalidad de tu seguro, pero, si se trata de tu primer coche, lo más recomendable es que te decantes por un seguro a Todo Riesgo. La inexperiencia hace que un conductor novel esté más desprotegido frente al volante y, en este sentido, una póliza más completa ofrece la tranquilidad de cubrir cualquier tipo de improviso que se presente.
No te dejes llevar por las primeras sensaciones, ni por la póliza más barata. Tu seguridad y la protección de las terceras personas con quienes compartes la vía pública no tienen precio, así que dale prioridad a las coberturas que te ofrece la compañía, a su trayectoria y a la calidad de su servicio.

Si es tu primera vez contratando un seguro de coche es más que probable que no puedas beneficiarte de las conocidas bonificaciones, pero no todo está perdido cuando de ahorrarse algunos euros se trata.

Por ello, si tienes la posibilidad, paga en una sola cuota la prima de tu seguro. Las aseguradoras suelen ofrecer descuentos por no fraccionar el pago en varias mensualidades.

Que el coche duerma en el garaje o que el automóvil no equipe extras puede traducirse en un ahorro en la prima, pero, mentir nunca debe ser una opción. Si declaras lo que no corresponde, estarás ahorrando algo de dinero, pero dejarás de cubrir algunos riesgos que también son importantes.

Además, ante situaciones más graves, la aseguradora podría anular el contrato declarando falsedad de datos.

Sí, es tiempo, pero no perdido. Tanto si vas a contratar un seguro por primera vez como si vas a renovar tu póliza, estudiar las coberturas y leer absolutamente todo el contrato es vital si quieres evitarte sorpresas en el futuro.

Antes de firmar el contrato, piensa muy bien en tus necesidades reales. Por ejemplo, si tu coche dormirá fuera a falta de un garaje privado, ¿no será conveniente contratar la cobertura contra robo?

Comprar tu primer coche y contratar tu primera póliza puede ser complejo, pero no misión imposible si te dejas asesorar por los expertos. Cuenta con nosotros para ayudarte a diseñar tu primer seguro de coche a la medida. Tu seguridad y la de tu nuevo coche son nuestra prioridad.

#motor #segurocoche #primercoche #comprarcoche
coche parado
A veces por necesidad, tenemos dos vehículos de nuestra propiedad aunque alguno de ellos apenas tenga uso. Te damos algunos consejos para cuidarlo aunque tu coche esté parado
En Allianz tenemos una amplia gama de seguros. ¡Consúltalos!
¿Necesitas contactar con nuestro servicio de atención al cliente? Llámanos
Tenemos un asesor experto cerca de ti. Encuentra el tuyo.