qué es la range anxiety

 

23/07/2019. Con el desarrollo y aparición de nuevas tecnologías aparecen también nuevos males asociados a ellas. Un ejemplo claro es la nomophobia, el miedo irracional a estar sin móvil, y a ella se suma la range axiety, un nuevo mal que afecta a los dueños de coches eléctricos y que se ha tomado poco a poco los consultorios psicológicos.

 

Aunque pueda parecerte una broma, el miedo a terminar en una cuneta por falta de energía es tan real que una encuesta reciente realizada por la Asociación de Electrónica de Consumo de Estados Unidos arrojó que el 71% de los estadounidenses dueños de coches eléctricos sienten miedo de quedarse sin energía y que su vehículo pierda autonomía (cuando hablamos de autonomía de coches eléctricos nos referimos a la distancia que puede recorrer antes de quedarse sin energía). Por su parte, la Universidad Internacional de Valencia establece en su guía “Las áreas de la psicología y la aplicación de nuevas tecnologías”, que la range anxiety no solo es real, sino que, paradójicamente, la realidad virtual y la realidad aumentada como herramientas para su detección y tratamiento.
 
Con los teléfonos inteligentes conocimos también la ansiedad que genera tener la batería a punto de agotarse o de sentir tranquilidad solo cuando llevas contigo el cargador. A estos males modernos se suma la range anxiety, que es el mismo mal aplicado a los dueños de coches eléctricos que se encuentran constantemente preocupados por el nivel de energía de su coche. 
 
 

Síntomas de que estás sufriendo de range anxiety

Conocer la autonomía de tu coche es esencial para evitar que la carga de éste te deje a medio camino. Para que te hagas una idea de las cifras, la mayoría de coches eléctricos que están en el mercado en este momento tienen entre 250 y 300 km. de autonomía y los paseos diarios de los propietarios no suelen superar los 120 km. en condiciones normales. El principal síntoma de que sufres de este mal, es descubrirte preocupado y ansioso por la durabilidad de la energía que tiene tu coche o estar constantemente buscando puntos de recarga a lo largo del camino. Si esa preocupación se convierte en miedo irracional, quizá debas buscar ayuda, un seguro médico privado te ayudará a acceder a profesionales que puedan ayudarte en estas situaciones.
 
 

Consejos para trabajar la Range Anxiety:

¿Qué podemos hacer además de buscar apoyo psicológico? 
 
Instalar un punto de recarga en tu casa o aparcamiento que te permita tener tu coche siempre listo para emprender el viaje, por muy corto o largo que sea. En caso de que esta opción no esté a tu alcance, puedes descargarte alguna aplicación para rastrear puntos de recarga en el camino. De esta manera sabrás hasta dónde puedes llegar con la energía que tienes y asegurarte de llegar a tu destino sin problemas. 
 
Si el viaje que vas a emprender es largo, lo más recomendable es que lo empieces con una autonomía tres veces mayor que la que necesitas para un recorrido como el que vas a hacer. 
 
Aunque los coches indican el estado real de la batería en KWh, a veces resulta más cómodo poder medir la autonomía en kilómetros. Si es tu caso, puedes adquirir un medidor de batería que te permita hacer el cálculo en función de la velocidad y otros factores.