Qué hacer si atropello un animal
Contar con un seguro de coche que cubra daños por atropello de animales es clave para hacer frente a este tipo de circunstancias. Aunque pensemos que nunca nos encontraremos involucrados en una situación de este tipo, lo mejor es saber cómo reaccionar en caso de atropellar a un animal. ¿A quién llamar? ¿Cómo ayudar al animal si estamos en condición física de hacerlo? ¡Damos respuesta a esta y otras preguntas!
El atropello de un animal en medio de una carretera es la causa de miles de accidentes al año en España. En Comunidades Autónomas como Galicia y Cataluña es mucho más común encontrarse con especies sueltas por la carretera, sin embargo, el solo hecho de conducir un vehículo, nos obliga a contar con ciertos conocimientos que nos ayuden a gestionar con cierta pericia este tipo de situaciones.  

Parece una obviedad, pero la realidad es que en situaciones tan complejas como estas lo primero que podemos perder es la calma y la seguridad. Antes de hacer cualquier cosa, tómate un tiempo prudente para pensar en frío. Piensa que no solo está en riesgo tu vida, sino también la del animal.

Lo primero que debes hacer es salvaguardar la zona para evitar que un nuevo accidente pueda ocurrir: mueve el vehículo a un lado de la calzada, señaliza el lugar con el triángulo o luz de emergencia  y utiliza el chaleco reflectante.

Recuerda que si buscas compañías de seguros de coche que puedan darte las mejores coberturas, Allianz cuenta con modalidades completas y las mejores garantías. Por eso, somos la aseguradora líder en Europa.

Lo siguiente que debemos hacer es comprobar el estado de salud del animal: si hay alguna hemorragia, si puede o no moverse, si está muerto… Eso sí, toda esta comprobación debe hacerse desde la discreción absoluta, puesto que el animal, en caso de haber sobrevivido, puede estar en shock y asustado. Su reacción podría ser atacar para defenderse.

Si compruebas que el animal ha fallecido, intenta moverlo de la carretera para evitar otro accidente de tráfico y llama inmediatamente a la Guardia Civil para que procedan con el registro del siniestro y la valoración de daños y responsabilidad. No ponerse en contacto con las autoridades, no solo puede acarrear un peligro para el resto de conductores, sino también ser multado con una sanción que puede ascender a los 200 euros.

En caso de que el animal siga con vida, intenta contactar de manera inmediata con una veterinaria y con las autoridades de tráfico. En ocasiones, se recomienda intentar llevar al animal a un veterinario. 

No obstante, es importante que antes de poner el coche en marcha, tengas muy en cuenta el estado del vehículo para circular con la mayor seguridad posible.

Si el animal atropellado es de tipo doméstico, cabe la posibilidad de que lleve una chapa identificativa que te permita ponerte en contacto con su propietario para explicarle lo ocurrido.

En cambio, si el animal pertenece a una especie cinegética (jabalí, zorro, ciervo, liebre…), es aconsejable avisar al Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA). El 112 es el teléfono al que debemos llamar para solicitar asistencia médica para cualquier otro ocupante del vehículo que pudiera tener daños físicos.

Por último, recuerda que si tienes un seguro de coche contratado (cuestión que es obligatoria por ley), no tienes que hacer frente a esta situación en solitario. ¡Contacta con el servicio de asistencia en carretera de tu aseguradora!  

#faqs #segurosdecoche #seguridadvial #segurofurgoneta #dgt #normativa