Cerraduras Antibumping: qué son y cómo elegir la más segura

21/04/2022
Cerraduras Antibumping

La técnica que dio lugar a que aparecieran este tipo de cerraduras para el hogar es el bumping, un sistema inventado en los años 70 por cerrajeros en Dinamarca. Empleaban esta técnica para, a falta de una llave, abrir la cerradura de una vivienda sin causar desperfectos.

Al principio, su uso era 100% profesional, pero el verdadero problema llegó con la popularización de esta técnica. Bandas especializadas en robar pisos y viviendas de lujo comenzaron a emplear este mismo método para acceder de manera silenciosa y sin dejar rastro.

Después de aplicar el bumping, la llave habitual sigue abriendo con normalidad, por lo que la única señal de haber sido víctima de los ladrones perfectamente puede ser la ausencia de nuestros objetos.

La solución para evitar el bumping es la cerradura antibumping. Este tipo de cerradura cuenta con sistemas de pitones complejos y repartidos de forma radial que no pueden manipularse con la ganzúa (herramienta manual que se utiliza para abrir la cerradura sin llave).

Algunas cerraduras ya incorporan el sistema antibumping. Si en casa tienes instalada otro tipo de cerradura, puedes reforzarla incorporando un bombín que impida el giro de las llaves especiales que se utilizan para aplicar el bumping.

A la hora de elegir el mejor bombín asegúrate de que este cumpla con un sistema de pitones complejos que protejan ante las siguientes técnicas de robo:

  • Anti-ganzúa: el bombín debe impedir la apertura de la cerradura con una ganzúa. Para ello, debe disponer de pitones con orientación radial.
  • Escudo anti-taladro: debe ser una cerradura que sea difícil o imposible de taladrar.
  • Anti-extracción: debe estar diseñado para impedir que el bombillo pueda ser extraído con facilidad.

Otra característica que debes tener muy en cuenta es que cuente con un puente reforzado. Este es el elemento que ofrece protección y resistencia extra.

Además de asesorarnos con un experto en seguridad o en cerrajería, es aconsejable que nos decantemos por una cerradura antidumping que use llaves cuya copia requiera una tarjeta de seguridad asociada a una clave gestionada y controlada por el propietario de la vivienda. Esta es la mejor forma de asegurarnos de que nadie podrá hacer copias que no estén autorizadas por nosotros.
También se les conoce como perfil europeo. Cuentan con un bombín de forma cilíndrica en el que se introduce la llave. Se pueden instalar en todo tipo de puertas y pueden ser multicierre (tienen un mayor nivel de seguridad gracias a los varios anclajes con los que cuentan) o de cierre único (solo tienen un anclaje).

Este tipo de cerraduras dan la posibilidad de abrir la puerta a distancia o con conexión WiFi. También permiten recibir alertas sobre cualquier intento de acceso directamente en el dispositivo móvil.

Por la tecnología que emplean, son más costosas que las cerraduras antidumping tradicionales.

Están diseñadas para ser colocadas sobre la puerta desde el lado interior. Se suelen emplear como protección extra a la cerradura principal, aunque también se puede usar como cerradura única. A la vista pueden ser algo aparatosas, pero no por ello menos seguras.

¿Necesitas ayuda para proteger tu hogar? En Allianz diseñamos pólizas de hogar a tu medida para que vivas con la tranquilidad que mereces. Conversa con nuestros expertos en protección del hogar y encuentra las coberturas que mejor se adapten a tus necesidades y estilo de vida.

#hogar #segurohogar #antibumping #cerraduras
En Allianz tenemos una amplia gama de seguros. ¡Consúltalos!
¿Necesitas contactar con nuestro servicio de atención al cliente? Llámanos
Tenemos un asesor experto cerca de ti. Encuentra el tuyo.